Importe entre
100€ y 10000€
 A devolver en hasta 
30 días
Solicita
 Importe entre
50€ y 1000€
 A devolver en hasta
30 días
Solicita
 Importe entre 
50€ y 1000€
 Registro gratuito.
Solicita
 Importe entre 
100€ y 10000€
 A devolver en hasta 
30 días
Solicita
Importe entre 
50€ y 1000€
 A devolver en hasta 
Solicita
Importe a solicitar
Desde 100€ 
hasta 10.000€
Plazo
Hasta 3 meses
Solicita
Importe a solicitar
Desde 100€ 
hasta 1.000€
Solicita
Importe 100€ y 400€
 A devolver en
hasta 2 meses
Solicita
 Importe a solicitar
Desde 100€ 
hasta 50.000€
Solicita

Los créditos rápidos, conocidos por su facilidad y rapidez de obtención, suelen tener una estructura de costos que incluye diversos tipos de intereses y comisiones. A continuación, se detalla la información sobre las tasas de interés y las comisiones más comunes asociadas a estos préstamos:

Tasas de Interés

  • Tasa de Interés Fija: La mayoría de los créditos rápidos aplican una tasa de interés fija, lo que significa que el interés que pagarás se establece en el momento de la firma del contrato y no varía a lo largo del tiempo.
  • Tasa Anual Equivalente (TAE): Esta tasa incluye el interés del préstamo más todos los cargos relacionados, proporcionando así una cifra más exacta del coste total del crédito. Los créditos rápidos suelen tener una TAE más alta en comparación con otros tipos de préstamos personales, reflejando el coste adicional por la conveniencia y rapidez de concesión.

Comisiones

  • Comisión por apertura: Algunas entidades financieras cobran una comisión inicial por el proceso de apertura de tu crédito. Esta comisión suele ser un porcentaje del monto total del préstamo.
  • Comisión por estudio: Se refiere a la tarifa que se puede cobrar por el análisis de tu solicitud de crédito. No todas las entidades aplican esta comisión.
  • Comisión por cancelación anticipada: Si decides pagar tu préstamo antes de la fecha de vencimiento, algunas entidades pueden cobrarte una comisión por cancelación anticipada.
  • Comisión por modificación de condiciones o por prórroga: En caso de que necesites modificar las condiciones de tu préstamo o solicitar una prórroga, es posible que se aplique una comisión.

Otros Cargos

  • Cargos por impago: Si no cumples con los pagos según lo acordado, se te pueden aplicar cargos adicionales por demora o impago, aumentando el coste total del préstamo.
  • Seguros asociados: Algunos créditos rápidos pueden incluir seguros obligatorios que añaden un coste adicional al préstamo.

Consideraciones

Es importante leer detenidamente el contrato y preguntar sobre todas las comisiones y tasas aplicables antes de aceptar un crédito rápido. La transparencia en estos costes te permitirá tomar una decisión informada y evitar sorpresas desagradables durante la vida del préstamo.

Los créditos rápidos pueden ser una solución eficaz para necesidades financieras urgentes, pero es crucial entender completamente su estructura de costos para evaluar si son la mejor opción para tu situación financiera.